Enviado por dtorres el Jue, 23/04/2020 - 22:24

Introducción

Muchas amenazas se originan a través de campañas de correo electrónico no solicitado (SPAM), más aún en el contexto de la pandemia mundial del COVID-19, que buscan engañar al usuario a través de mensajes para robar credenciales y tener acceso al computador y a la red. Por eso es importante estar alerta ante correos fraudulentos.

 

Recomendaciones

 

1.-  Revisar la dirección del remitente, asegurando que este sea quien dice ser

  • ¿El remitente es conocido?

  • En caso de ser así, ¿su dirección de correo es la que utiliza normalmente

  • ¿Está correctamente escrito su nombre?

  •   ¿Es correcto el dominio de la dirección de correo?

 

2.-  Revisar el cuerpo del mensaje y sospechar:

  • Si el pie de firma contiene cambios de aspecto a lo que se recibe habitualmente contrástarlo con otro mensaje o llamar por teléfono al remitente.

  • Si contiene faltas de ortografía. faltas gramaticales o expresiones más propios de otros países.

  • Pide que realices una acción como validar credenciales, actualizar datos, etc.

mail

 

 

  • Mensajes que son relacionados a transacciones financieras: cancelación de transacciones, confirmación de las mismas, etc.

 

 

  • Mensajes que tienen que ver con la emergencia del COVID-19, estos mensajes piden donaciones o tienen adjuntos documentos sobre supuestas curas para el COVID-19

 

 

 

3,-   Ten cuidado con los archivos adjuntos y enlaces

  • Desconfía de nombres genéricos como “factura”, “recibo”, “Resultados”, “Notificación”.

 

 

  • No acceder a ningún enlace, a menos que se esté realmente seguro del remitente y contenido del mensaje. Es preferible acceder a los sitios escribiendo dirección directamente en la barra del navegador

 

 

4. Recomendaciones generales

  • Si duda de algún correo electrónico, inmediatamente contactarse con el encargado de la unidad de sistemas para notificarle el incidente.

  • No usar el correo institucional para registrarse en otros sitios web ajenos a la entidad.